Las bodas son eventos muy emotivos y especiales para los que queremos lucir una imagen perfecta y destacar entre todas las invitadas. Además de elegir un vestido espectacular y llevar un peinado muy estiloso, debes prestar atención al maquillaje para completar tu look.

En las bodas de mañana es esencial proyectar un estilo sencillo pero elegante y sofisticado que destaque tu belleza natural, sigue estos sencillos consejos para descubrir cómo maquillarte para una boda de día y estar estupenda.

1

En las bodas de día, solemos pasar calor, sudamos y el rostro se llena de brillos indeseados que estropean nuestro look. Es por esto que la piel debe estar perfectamente limpia, hidratada y maquillada con los cosméticos adecuados para la ocasión. Si notas que tu piel está apagada y fatigada, antes de empezar con el maquillaje aplica una ampolla flash efecto lifting para combatir los signos del cansancio. Utiliza un corrector iluminador para corregir imperfecciones, atenuar rojeces, manchas o granitos y disimular las ojeras.

2

Luego, aplica una base resistente, con buena cobertura y acabado mate para no tener que estar retocando el maquillaje cada dos minutos. Las bases con duración de hasta 24 horas son ideales para estar perfecta en eventos de este tipo, la idea es que solo te preocupes de disfrutar y divertirte en un día tan especial y emotivo como éste.

3

Termina matizando el maquillaje con unos polvos compactos por la zona T del rostro y si tu piel luce un color muy blanquecino, puedes utilizar polvos bronceadores pero con mucho cuidado para no crear antiestéticos cortes respecto a la zona del cuello y escote.

4

Llega el momento de maquillar los ojos. Nuestro consejo es que te inclines por sombras en tonos claros de la gama de colores como beige, marrones, rosas, celestes según sea el color de tu vestido. Elige una sombra más clara para aportar luminosidad a tu mirada, aplícala justo debajo de la ceja y en la zona del lagrimal.

5

Si lo deseas, delinea los ojos en la parte superior trazando una línea muy fina para enmarcar la mirada de forma natural. Una manera muy sencilla para lucir una mirada despierta es maquillar la línea interna del párpado inferior con un lápiz en color maquillaje o azul verdoso, si tienes los ojos claros. Como toque final, aplica una capa de rímel en las pestañas superiores, elige una máscara para dar volumen y waterproof por si derramas algunas lagrimillas de emoción.

6

Da color a los labios con tonos nude o un poco más oscuros e intensos según el color que hayas utilizado para los ojos. Aplica un gloss transparente para hacer que tus labios se vean más voluminosos y carnosos. La clave está en reflejar un look natural y elegante.

7

Por último, no te olvides de dar un ligero toque de color a las mejillas con un colorete claro y aplicarlo desde el centro de los pómulos hasta la sien. La mejor opción es elegir un blush que se adapte al color natural de piel y te sirva, especialmente, para acentuar y resaltar los pómulos.

8

Con estos sencillos trucos, lucirás un maquillaje muy favorecedor y serás una de las invitadas más bellas y elegantes de la ceremonia. Descubre también cómo maquillarte para una boda de noche, entrando en nuestro artículo.

Connect Us Social Bar

CONNECT WITH US